Requiem Por Un Árbol

Aquí moribundo. Aquí implorando
en tu inmensa redondez concéntrica.
Implorando a un ser despiadado
que con corva hacha
aleja lo más querido por ti.
Arranca tus ilusiones más profundas,
tus sueños de verticalidad,
tú.
Caes remotamente.
Caes superlativamente.
Caes.
Y contigo cae una lágrima,
un suspiro de congoja.
Una sombra acogedora.
Estos versos son
un homenaje y una despedida
y un perdón a gritos de buril.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: